GOLPE DE ESTADO EN GUINEA

El líder de las Fuerzas Especiales asegura haber tomado el poder y detenido al presidente Alpha Condé, pero el Gobierno niega que haya tenido éxito. Un grupo de militares encabezados por el teniente coronel Mamady Doumbouya, responsable de las Fuerzas Especiales de Guinea-Conakry, ha protagonizado este domingo un golpe de Estado en este país africano y asegura haber detenido al presidente del país, Alpha Condé.

En un mensaje de vídeo dirigido a la nación a través de las redes sociales, el propio Doumbouya ha anunciado la suspensión de la Constitución, la disolución de las instituciones y el Gobierno y el cierre de las fronteras terrestres y aéreas.

Sin embargo, fuentes del Ministerio de Defensa de Guinea aseguraron a France Presse que el intento de putsch militar no ha tenido éxito. Durante toda la mañana Conakry, la capital, ha sido el escenario de intercambio de disparos en medio de una gran presencia de soldados en las calles, según los residentes.