ESCÁNDALO: 15 POLICÍAS EN UNA FIESTA CLANDESTINA

Quienes son encargados de garantizar el cumplimiento de las medidas de bioseguridad no la respetaron: se trata de siete efectivos más 8 aspirantes. Fueron suspendidos.

En tiempos en los que el Gobierno provincial muestra su recelo para con aquellos que violan las medidas y protocolos de bioseguridad en el marco de la pandemia de coronavirus, exponiendo la cantidad de fiestas clandestinas desbaratadas y las transgresiones a las restricciones, la paradoja llega en el momento en el que son los propios encargados de garantizar su cumplimiento quienes quebrantan las normas.

Esto pasó en Villa Angelita, en la periferia de la Capital salteña, cuando 7 efectivos policiales de la Provincia y 8 aspirantes de la Escuela de Policía fueron sorprendidos in fraganti en una fiesta clandestina. Los vecinos del lugar habían realizado la denuncia por ruidos molestos al 911, llamaron a la Policía, y cuando ésta llegó, se encontró en la clandestina con… la Policía.

Los 15 policías fueron multados por violar las restricciones impuestas por el Comité Operativo de Emergencia de la Provincia, y la Jefatura de la Policía determinó la suspensión preventiva de los siete efectivos de la fuerza que estuvieron involucrados en el hecho. Por último, la Dirección de la Escuela de Suboficiales tomó parte para hacer lo propio con los ochos aspirantes a policía.

También tomó intervención la Oficina de Asuntos Internos de la Secretaría de Seguridad, para la investigación correspondiente y para determinar responsabilidades del personal policial.

FUENTE: DNI SALTA