EN CHINA LOS NIÑOS SOLO PUEDEN JUGAR A LOS VIDEOJUEGOS UNA HORA

La medida es un duro golpe para la industria del sector que mueve unos 100 mil millones de dólares por año.

China estableció que los menores de edad podrán jugar videojuegos solo una hora por día, entre las 20 a las 21 de viernes a domingo, con un tope de tres horas semanales, más un “bonus” de una hora extra por cada feriado nacional, se informó este lunes.

A menos de 48 horas de la apertura del nuevo año escolar, la National Press and Publication Administration emitió la notificación “para la efectiva prevención de la dependencia de los menores de los juegos online”, con el fin -dijeron los medios oficiales- de prevenir el antiguo problema de la ludopatía (adicción al juego).

De este modo “será protegida de modo más eficaz la salud física y mental de los menores, también con la implementación férrea de registros y accesos con nombre real y reconocimiento facial”, describió la agencia ANSA.

La medida, otro golpe a los colosos tecnológicos, reiteró la necesidad de “guiar activamente a las familias, escuelas y otros sectores sociales para coadministrar y cumplir la responsabilidad de la tutela de los menores, en conformidad con la ley, y creando un buen ambiente de sano crecimiento”.

Pocos días después de haber anunciado la enseñanza del “pensamiento de Xi Jinping” en las escuelas, desde la primaria a la universidad, con el nuevo año y con el fin de reforzar la “fe marxista” entre los jóvenes, así como la revisión de los textos de las influencias externas, el Ministerio de Instrucción prohibió los exámenes escritos para los niños de 6 y 7 años.

El Ministerio también prohibió las tareas escritas para los niños, siempre de primer y segundo grado de primaria, limitando las que se realizan en casa para los estudiantes de los primeros grados de la escuela elemental a no más de 1,5 horas por tarde.