EL ALCOHOL EN GEL, TERMÓMETROS Y TURNOS PREVIOS DEJARÁN DE SER OBLIGATORIOS

El Ministerio de Salud de la Nación recomendó actualizar los protocolos sanitarios y adaptarlos a la nueva situación epidemiológica, en el marco de la estabilidad de casos y el avance de la campaña de vacunación.

“A partir de las coberturas de vacunación contra la COVID-19 –con el 58,9% de la población con esquema completo y el 91,5% de los y las mayores de 18 años con esquema iniciado, de la estabilidad de los casos en un número bajo y la disminución de las hospitalizaciones y las muertes por más de 23 semanas consecutivas, el Ministerio de Salud de la Nación recomienda actualizar los protocolos sanitarios y adaptarlos a esta nueva situación epidemiológica”, explicó a través de un comunicado la cartera que dirige Carla Vizzotti.

En concreto, ya no será necesario sostener el control de temperatura corporal, el rociado de manos con alcohol en los accesos a edificios, los turnos programados, las sanitizaciones y otras medidas adicionales, a menos que se entiendan fundamentales para el desarrollo de la actividad.

Mantiene, por el contrario, la recomendación de utilizar tapabocas en espacios compartidos cerrados y abiertos (sólo no es obligatorio cuando se circula al aire libre a más de dos metros de distancia de otras personas), mantener la distancia mínima de dos metros entre personas, asegurar una adecuada ventilación cruzada y continua en los ambientes, así como continuar con el lavado frecuente de manos.