Aberrante

La directora de una escuela fue salvajemente golpeada en el paraje Campo Largo, cerca de Tartagal. Por la brutalidad de las heridas, tuvo que ser trasladada a la capital salteña.Mientras dormía un hombre comenzó a golpearla e intentó violarla.

La docente de 55 años hizo un crudo relato de lo que vivió a partir de las 21.30 cuando se despertó por la acción de una persona que la tomó del cuello con una mano y con la otra le tapó la boca. “No digas nada porque te voy a matar”, la amenazó el asaltante que había ingresado al edificio escolar por el portón de acceso que estaba sin candado. Coca comparte la habitación con otra docente y la dejó sin llave porque su compañera llegaría más tarde.
“El martes celebramos el Día de San Cayetano en un salón que está cerca de la escuelita y como se puso frío, alrededor de las 21 me fui a dormir, mientras los otros docentes, Alejandro y Bibiana, decidieron quedarse un rato más”, contó la directora. “Entre dormida sentí un ruido de puertas y pensé que eran ellos los que regresaban”, dijo. Fue así que de pronto la mujer se encontró con un delincuente que por espacio de una hora la sometió a un verdadero calvario.
Era un joven de 18 años que no vivía en la zona y había llegado solo a la fiesta al mediodía. “Yo lo había visto y no me despertó ningún sospecha”, señaló la docente. Explicó que el maleante daba muestras de estar drogado y que desde un primer momento actuó con inusitada violencia. “Lo primero que me preguntó fue dónde tenía la plata y cuando le respondí que no tenía se puso como loco y comenzó a golpearme”, describió. Dijo que la tomó de los cabellos y la condujo hasta la dirección, la cocina y el depósito de mercadería.